¡Bossaball es el primer deporte que se recicla!

Después de más de una década de eventos y competiciones, las antiguas canchas de Bossaball se convierten en artículos únicos. El inflable se desmonta para reciclar el material de tela de PVC para la creación de mochilas y bolsas.

El fundador de Bossaball está inspirado en el upcycling desde principios de los años noventa. Cuando trabajaba en el negocio de la música, inició un estudio de grabación en el sur de España en 1997, junto con un hotel para artistas y empresas de la industria del entretenimiento. Ambos edificios están decorados con creaciones recicladas que se pueden ver en http://www.enfrentearte.com

“Me inspiraron los materiales reciclados y las eco-marcas. Bolsas personalizadas, diseño sostenible, innovación. Es algo en lo que he estado trabajando durante años.”

Bossaball ha desarrollado opciones para empresas que están interesadas en la preparación física de sus empleados a través de Bossaball y, al mismo tiempo, desean que las bolsas de Bossaball sean regalos únicos con el logotipo de su marca: un estímulo deportivo sostenible.

Además, el desmantelamiento de una cancha de Bossaball es la actividad de formación de equipos perfecta en el BossaFarm, otra forma de sentirse cerca del deporte y su material.

El impecable proceso de reciclaje de Bossaball está etiquetado como “Recuerdos reciclados”: los participantes y los jugadores ahora llevan bolsas, hechas de las antiguas canchas de Bossaball hacia una nueva vida.